Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Acepto | Más información

ATA15, una campaña llena de visitas

Atapuerca despierta interés creciente y transversal en toda la sociedad

Los yacimientos de la sierra de Atapuerca tienen un prestigio internacional consolidado y creciente por muchos motivos, por la trascendencia de sus hallazgos y por la excelencia de su equipo de investigadores y profesionales. Por eso cada año miles de personas se acercan a la Sierra para conocerlos o para volver a visitarlos. El interés por conocer este enclave declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco se incrementa en el periodo de excavaciones, que permite asistir -desde la tribuna natural que es el camino que domina la Trinchera- al espectáculo de ver en acción, en pleno trabajo de campo, al Equipo de Investigación de Atapuerca (EIA).

El EIA está formado por cerca de trescientos especialistas de diferentes universidades y centros de investigación de España y de todo el mundo, expertos en disciplinas como la paleontología, la geología, la arqueología, la conservación-restauración, la palinología, la zoología, la medicina o la biología, que aportan sus conocimientos para poder comprender un poco mejor los secretos que custodia la Sierra.

Científicos, políticos, miembros de instituciones públicas y privadas, periodistas y público en general aprovechan cada campaña de excavaciones para conocer de cerca, en plena ebullición, este complejo arqueopaleontológico único en el mundo. Durante los 45 intensos días de trabajo de campo se desarrolla en paralelo la visita de muchas de las personas que colaboran, a título personal o desde sus instituciones, con este Proyecto que tanto se distancia de los estándares habituales.

La Fundación Atapuerca es el brazo instrumental de ese equipo multidisciplinar, y se encarga de coordinar la campaña anual de excavaciones, de promover la formación de los jóvenes científicos que representan el futuro de este Proyecto que no para de crecer, y de asegurar la mayor calidad científica y didáctica en las visitas a los yacimientos durante todo el año. El Patronato de la Fundación lo componen entidades públicas y -sobre todo- privadas que contribuyen a que la Fundación dé respaldo material a la labor de investigación consustancial al Proyecto. Esos apoyos hacen posible que cada año la Fundación conceda diez ayudas para jóvenes investigadores -predoctorales y postdoctorales- en un entorno económico que no favorece la formación de investigadores en áreas de la ciencia no ligadas a la industria productiva. La Fundación promueve además la divulgación y comunicación de los estudios e investigaciones, generando así el respaldo social, cada vez más amplio, que el Proyecto requiere para seguir creciendo, para seguir vivo.

Cada campaña de excavación es una nueva ocasión para que quienes respaldan la Fundación, y a través de ella el Proyecto, comprueben de primera mano que sus esfuerzos están ampliamente justificados, y que están permitiendo que siga adelante un Proyecto que despierta un interés creciente y transversal en toda la sociedad, porque sus objetivos son netamente transculturales, y porque trascienden nuestros parámetros habituales de medir el tiempo y de observar el mundo que nos rodea. Algunas de las empresas y entidades colaboradoras de la Fundación que nos han acompañado en esta campaña han sido Hispanofil, Fundación Repsol, Fundación Iberdrola, Aspanias, Uremovil, Fundación Eulen-David Álvarez, Renault, o Caja Rural Cajaviva.

El Proyecto Atapuerca, tanto por el prestigio científico de su Equipo como por su organización, acreditada ya a lo largo de más de treinta años, es en sí mismo un modelo de gestión. Y la Fundación Atapuerca, como reflejo del Proyecto, y a raíz de la capacidad de gestión que acreditó internacionalmente al organizar con medios muy limitados el Congreso Mundial de Prehistoria en Burgos en septiembre pasado, empieza a ser percibida como un modelo de gestión que hace que escuelas de negocio de fuera de España la han empezado a solicitar como destino en prácticas.

En esta campaña 2015, como cada año, no han faltado los numerosos profesionales de medios de comunicación que han pasado por la Sierra para desarrollar su trabajo informativo y dar a conocer la actualidad de las excavaciones. Periódicos, radios, televisiones, revistas y medios digitales han visitado los yacimientos, y han podido entrevistar a los codirectores y a otros miembros del EIA. Gracias a los medios y a su extensa y rigurosa cobertura, tanto durante la campaña como durante todo el año, la sociedad puede conocer la importancia y la trascendencia de la labor que realiza el EIA desde estos yacimientos.

© 2018 | Todos los derechos reservados | Política de Cookies | Política de Privacidad